Esta vez el dicho no es una analogía. Sin importar los incrementos al salario mínimo o las dádivas del gobierno federal, cada día los aumentos en los precios se comen cualquier cantidad de dinero destinada a cubrir lo básico.

Esta semana ha sido efectivamente el pan, la harina, materia prima para su elaboración ha subido más de un 100% en menos de un año y no parece que el aumento en el costo vaya a detenerse pronto, pero, eso no es todo: semana a semana podemos encontrar algún aumento en cualquier otro alimento básico.

Recién el fin de semana pasado, levantamos una encuesta de informal lo que le sigue en Oriente Radio y descubrimos que, desde mediados del año pasado, pero más aún en los meses recientes, las familias comienzan a moverse a opciones de consumo más baratas, desplazando las marcas favoritas por otras menos costosas y buscando alternativas dejando de comprar en las tiendas habituales por otras donde los productos se ofrezcan a un menor precio.

No faltó el comentario señalando que antes, compraban un tanque de gas completo para sus necesidades en la casa, incluso porque recargarlo ni siquiera era una opción, ahora, con las instalaciones hechas para que el consumidor pueda acudir a rellenar su tanque de gas, los clientes van de recarga en recarga.

Pero ahí no acaban las calamidades, algunos emprendedores nos hicieron saber que, debido al incremento en los costos de las materias primas, tienen un pie fuera del mercado porque simplemente cada día les cuesta más sostener los costos de operación mientras ven disminuidas sus ventas en la misma medida en la que la gente busca recortar sus gastos para seguir adelante.

Estamos cerca del cierre del ciclo escolar y con él, vendrá también el inicio del nuevo ciclo, con los datos de deserción escolar más altos en años a causa de la pandemia, sería sumamente doloroso ver otro repunte en ese dato debido a que quizá no todos los padres encuentren los medios para enfrentar un regreso a clases marcado por el aumento de precios, ya no solo en los básicos del hogar, sino también en útiles y uniformes.

Usted, ¿ha resentido o no esta racha inflacionaria?

oriente radio

Francisco Javier Marín Amaro