La política en las fiestas patronales

La política de los festejos patronales.  

Para nadie es ajeno que las fiestas patronales sirven también como una pasarela política para lucirse y estar presente en la mente de los ciudadanos. 

Este 28 de Octubre se celebró a unos de los santos más venerados a nivel nacional y en muchas partes de la región Oriente del estado de Morelos se tiene a San Judas Tadeo; como patrón de colonias y capillas. 

En Jonacatepec, la Capilla, es una colonia que representa mucho jugo electoral y un buen escaparate para los políticos. 

Este año se realizaron jaripeos durante 3 días en
dicha colonia, el viernes 25 de Octubre lo más relevante fue la monta del ayudante municipal, Ovidio R. Martínez Bonilla.

Sin embargo también se observó la presencia de políticos para lo que comúnmente se llama "Placearse". 

Ya para el sábado 26 la cosa se puso mejor, pues Ángel García Yáñez, senador de la República; asistió con su ganadería y algunos caballos de baile de su colección. No desaprovechó su momento para darle sus "raspones" al hoy gobernador, Cuauhtémoc Blanco, así como al presidente municipal el famoso "Ray". 

Ese mismo día, también dió su granito de arena, Israel Zúñiga Sánchez, quien no se perdió la oportunidad de asistir los 3 días y tener un poco de reflectores, pues se dice que quizá vuelva a querer participar como candidato a la presidencia municipal. 

El domingo 27, la cosa se puso color de Hormiga, pues se comenta que Israel Andrade Zavala, presidente municipal de Jonacatepec, habría cancelado su participación con su corrida y la banda prometida; pero de último momento decidió estar presente y no solo eso, sino mandar 9 toros y un grupo norteño. Esto provocó que se reunieran 21 toros a montar, los aficionados a este espectáculo, comprenderán que son demasiados para una noche. 

Para la organización de esa cantidad de toros tenían que ponerse de acuerdo ganaderos y montadores, lo que ocasionó pequeñas discusiones entre el mandatario municipal y Jonathan Tapia, otro colaborador con su ganadería, pues no se decidía que toros irían primero o si se jugarían uno y uno.  

Sin que Andrade Zavala, cediera y mostrando una terquedad, muy propia de él, se jugaron primero todos sus toros; una vez terminado su momento, hasta recogió su cajón y se retiró, con más pena que gloria, pues al mencionarlo por el micrófono recibió menos de una decena de aplausos y eso que la plaza estuvo llena durante los tres días. 

En fin, estás cosas pasan cuando los políticos, hacen política, con las fiestas patronales. 
oriente radio

Rodrigo Anell Ortíz

Rodrigo Anell Ortiz
Lic. En Ciencias de la Comunicación
Periodista y columnista.